Ir
Noticias
Mundo

20/08/2017 | 19:12

Australia confirmó la muerte de niño en atentado de Barcelona

La madre del niño, Jom Cadman, está hospitalizada en Barcelona.

Australia confirmó la muerte de niño en atentado de Barcelona
EFE
Comparte
este artículo

El Gobierno australiano confirmó "con profunda tristeza" la muerte del niño Julian Cadman, de 7 años, de edad, en el atentado del Barcelona del pasado jueves, en el que resultó herida su madre.

"Nos mantenemos en contacto estrecho con la familia que ha pedido privacidad en este momento difícil y horroroso, y pedimos a los medios que respeten esa petición", dijo la ministra australiana de Exteriores, Julie Bishop, en un comunicado.

"Julian era un miembro amado y adorado de nuestra familia", señaló por su parte la familia del niño en un comunicado citado por la cadena local ABC, en el que se destaca su personalidad "activa, divertida y traviesa".

La familia dijo también "sentirse bendecidos por haberlo tenido en nuestras vidas y recordaremos sus sonrisas y guardaremos su recuerdo en nuestros cotrazones", al tiempo que agradeció a todos los que contribuyeron en la búsqueda del pequeño, que motive una intensa campaña en las redes sociales. EFE

Los Más Vistos

Gobierno rechazó racismo contra haitianos en Mall de Lo Barnechea

El guardia del lugar les impidió la entrada al recinto por ser "de raza negra".

Balacera en discotec terminó con una joven de 25 asesinada

El hecho ocurrió en Quilicura y también fue herido un hombre de 26 años.

Temblor de magnitud 4,9 se percibió en varias regiones de zona central

El epicentro se registró a 24 kilómetros al sureste de San Antonio.

Detienen a malabarista que prendió fuego a joven en Rancagua

El incidente se dio luego de una disputa a raíz de un robo por parte de la víctima.

Vecinos intentaron linchar a acusado de violar a niño en Villa Alemana

El hecho ocurrió el pasado 19 de septiembre. Carabineros encontró al menor vagando cerca de un supermercado.

Chilenos varados en Puerto Rico piden desesperadamente ayuda

Sus vuelos fueron cancelados por desastres del huracán María y no tienen comida ni alojamiento.