Ir
Noticias
Nacional

15/05/2017 | 22:20

Agresión de compañero de trabajo no calificó como accidente laboral

En una confusa pelea que fue motivada por los celos, la víctima quedó en estado vegetal.

Comparte
este artículo

El pasado 8 de marzo, se produjo una confusa pelea entre dos funcionarios del Serviu de Coyhaique, que terminó con uno de ellos en estado vegetal.

Guillermo Agüero llegó hasta la oficina, donde agredió con un objeto contundente a Leopoldo Rojas, dejándolo inconsciente.

Tras este hecho, el agresor fue formalizado por homicidio frustrado y quedó en prisión preventiva. Sin embargo, la familia de la víctima acusa que la Mutual, no calificó este hecho como un accidente laboral.

Al tener motivaciones personales (celos entre ambos), la institución no se hace responsable por los costos que implica su recuperación, a pesar de que haya ocurrido al interior de las dependencias de su trabajo.

Mientras tanto, el agresor se mantiene detenido ante la espera de la evolución de Rojas, ya que el delito puede cambiar de lesiones graves gravísimas a homicidio frustrado. Ambas penas arriesgan al menos cinco años de cárcel.

Los Más Vistos

Matrimonio asegura haber visto a Fernanda Maciel en Bariloche

La joven habría asegurado que tuvo un hijo prematuro y tenía un cambio de look.

Claudio Valdivia salió en defensa de Jorge tras insulto de Pizarro

El ex chico reality y hermano del volante albo fustigó las palabras del azul en redes sociales.

“Mujer precavida”: Daniela Chávez baila en fiesta con su vaso con tapa

El registro lo publica luego del video donde se veía a un sujeto, echando una pastilla al vaso de una mujer.

Infaltables memes: Cibernautas celebraron el triunfo de Colo Colo

Los hinchas festinaron con este partido con graciosos memes tras un 3-1 bastante polémico.

Joven universitario fue violentamente atropellado por Carabineros

Testigos señalan que el joven fue embestido en dos ocasiones por un carro de Fuerzas Especiales.

Preparan vías de evacuación ante posible erupción de volcán Chillán

Habitantes cercanos al volcán señalan que no dejarán sus casas a pesar de eventual erupción.