Ir
Noticias
Policial

15/08/2017 | 16:44

Mató a su abuelo y luego lo decapitó por disputa de terrenos en el sur

Fue golpeado, luego atacado con un arma punzante y finalmente decapitado.

Comparte
este artículo

Una riña familiar terminó con un nieto que asesinó brutalmente a su abuelo en el sector de Didaico, cerca de la ciudad de Traiguén en la Araucanía.

El hombre de 69 años identificado como Pedro Ancamir Coliman fue golpeado, luego atacado con un arma punzante y finalmente decapitado, en un bestial ataque que terminó con su vida.

Los principales sospechosos fueron detenidos la tarde de este lunes: un joven llamado Álvaro Sepúlveda Ancamir, nieto directo del fallecido, y otro hombre de 66 años, quienes habrían compartido con la víctima momentos antes de su muerte.

El consumo de alcohol habría originado una disputa, donde habría terrenos involucrados en la discusión, lo que pasó a mayores y culminó con la brutal agresión contra el hombre de 69 años.

La fiscalía ya comenzó las investigaciones para determinar lo sucedido y la intervención más detallada de cada uno de los implicados.

Etiquetas
asesinato
Araucanía
Los Más Vistos

Delincuente falleció atorado en reja al intentar escapar de un colegio

Vecinos alertaron de la presencia de un sujeto colgando en una reja de un colegio de San Bernardo.

Gran convocatoria de chilenos en mesa de votación de Australia

'Nuestro mensaje es hacia nuestros compatriotas para que puedan contagiarse con este ambiente de fiesta'.

Así quedaron dos gatos tras comer las plantas de marihuana de su dueña

Uno de los animales no podía moverse y el otro, un poco más activo, se paseaba por el lugar.

Investigan causa de muerte de joven que presentó alucinaciones

Indagan si estuvo bajo la influencia de la droga conocida como “zombie”.

Surge video clave que captó el accidente entre dos buses en Ruta 5 Sur

Además, el animador Daniel Valenzuela fue testigo del momento exacto de la colisión entre las máquinas.

Denuncian maltratos en Sociedad Protectora de Animales en Chillán

Testigos aseguran que es un hecho que ocurre desde hace décadas.