{"multiple":false,"video":[]}
CHICAGO.- La producción de carne de Estados Unidos va camino a caer a su mínimo en 21 años tras haber subido súbita y marcadamente los costos del alimento, lo que impulsó a los ganaderos a reducir los rebaños. Esto es señal de que habrá precios récord para los consumidores y mayores costos para los compradores desde McDonalds Corp. hasta Ruths Chris Steak House.
La producción en Estados Unidos bajará un 4,9, a 10,93 millones de toneladas en 2014, lo que significa un retroceso por cuarto año, dice el gobierno. Al 1º de julio el rebaño estadounidense era el más pequeño para esa fecha, al menos desde 1973, según el promedio de los cálculos realizados por cuatro analistas que consultó Bloomberg.
Los ganaderos aún no se recuperan de la sequía del año pasado que originó que el costo de los granos llegara a un récord y los obligó a enviar al matadero a más ganado. Pese a que los costos del alimento ahora están en baja en un momento en que las granjas de Estados Unidos se preparan para levantar la cosecha de maíz más grande de la historia, toma más de dos años criar suficientes animales para que aumente la oferta.
En junio, los precios de la carne minorista estuvieron un 13 arriba respecto del año anterior, y próximos a llegar a un récord en enero. “La sequía realmente incidió en el rebaño vacuno”, dijo Tucker Hughes, ganadero de 65 años de Stanford, Montana, que anticipó que la cantidad de animales que tenía para reproducción podría caer en un 20 en el curso de los próximos dos años. “Algunas personas tienen que reducir sus rebaños. Cuando se tienen estas sequías, hay que achicar los números”.

Deja tu comentario