{"multiple":false,"video":[]}

Colo Colo derrotó por 1-0 a Universidad Católica en San Carlos de Apoquindo y se acercó a la punta de la tabla de posiciones quedando a tres unidades del líder Unión Española.

Los primeros minutos del duelo fueron intensos sin intención de reconocerse o esperar al rival, aunque eso no significó trabajo para los porteros.

Recién a los 7 minutos de juego Aued sacó un tiro rasante que se desvió y terminó en un córner favorable para los cruzados que Orión contuvo sin problemas.

En 11′ Opazo recibió tarjeta amarilla por una infracción sobre Buonanotte que se perfilaba para ingresar al área. Carlos Soto fue el encargado de ejecutar el tiro libre que iba con intención, pero muy suave a media altura para que contuviera sin problemas Agustín Orión.

De ahí en más el partido tomó el mismo rumbo que se había visto el sábado en Santa Laura entre Unión Española y la U, es decir, mucha acción e ida y vuelta sin la precisión necesaria en los últimos metros.

En 24′ Germán Lanaro abría la cuenta tras un centro de Buonanotte, pero todo fue invalidado por una falta del central sobre Matías Zaldivia.

Fueron pasando los minutos y recién a los 32′ Colo Colo insinuó algo con Jaime Valdés ingresando con tiempo y espacio por el sector derecho del área y a pocos metros del arco elevó su tiro al menos tres metros sobre el travesaño.

A los 37′ Paraedes y Valdivia se juntaron para habilitar a Gabriel Suazo que sacó un potente tiro que dio en el lado exterior de la red.

Dos minutos más tarde, a los 39, el “Tanque” Silva recibió un excelente pase, controló el balón, se dio media vuelta y sacó un potente derechazo que impacto el poste del arco defendido por Orión.

Así, igualado sin goles, terminó el primer tiempo en San Carlos de Apoquindo con un Colo Colo que se vio anulado durante los primeros 30 o 35 minutos, pero luego le encontró la mano al duelo y pudo doblegar ciertas marcas específicas que le entorpecían.

El segundo tiempo siguió con la misma tónica de llegadas por parte de ambas escuadras aunque sin ninguna claridad en los metros finales.

En 64′ Aued mostró una gran jugada individual y su tiro se fue elevado por sobre el arco de Orión por escasos centímetors.

Y tuvieron que pasar 67 minutos de juego para que en la precordillera se rompiera la paridad con un golazo de Óscar Opazo a través de un tiro cruzado que hizo estéril la estirada de Toselli.

De ahí en más Católica tomó el protagonismo del duelo buscando desesperadamente la igualdad que nunca llegó.

 

Tags:

Deja tu comentario