{"multiple":false,"video":[]}

Luego que la Gobernación de Valparaíso no autorizara el trascendental partido de Everton ante Colo Colo en Viña del Mar, salieron una serie de acusaciones que tienen como foco a la dirigencia del elenco Oro y Cielo.

La autoridad señaló que desde hace dos años que insisten en que Everton solucione las falencias de seguridad que presenta el Estadio Sausalito y, como no se ha hecho nada de lo solicitado, no lo autorizará.

Luego, en una estrategia para intentar que se juegue el partido, la dirigencia viñamarina pidió a la ANFP jugar sin público visitante, tal como se hizo en el Torneo de Clausura de este año.

Pero esto no cayó nada de bien en Colo Colo, por lo que el Club Social y Deportivo lanzó una seria acusación.

“Hemos podido conocer de primera fuente cuál es la problemática y quién ha gestado esa problemática. Así es como nos hemos podido enterar que la empresa Everton de Viña del Mar, ni siquiera impudentemente, con intención y dolo, no ha realizado ningún tipo de trabajo a más de dos años se les ha exigido desde la Gobernación”, señaló Fernando Monsalve, Presidente de la Corporación Club Social y Deportivo de Colo Colo a Radio Cooperativa.

“Se comprende que esa no es una intención de realizar trabajos, cuando se sabía que hace meses que este partido se iba a realizar. También hemos conocimos que se había solicitado que el partido se agendara en noviembre para que en octubre se realizaran los trabajos y no se realizó”, añadió el presidente del CSyD.

El partido está programado para el domingo 25 de noviembre, a las 12:00 horas, en Estadio Sausalito, pero aún no se sabe si se jugará.

Tags:

Deja tu comentario