{"multiple":false,"video":[]}

La dolorosa eliminación de Colombia en el Mundial de Rusia 2018, al caer en penales ante Inglaterra, tomó ribetes policiales luego de la denuncia que hicieron dos estrellas del equipo.

Los jugadores Carlos Bacca y Mateus Uribe, quienes perdieron sus tiros desde los 12 pasos en la definición, confirmaron que desconocidos los amenazaron de muerte a ellos y sus familias y que están evaluando no jugar nunca más por su selección.

Las autoridades policiales en Colombia están en alerta máxima para dar con el paradero de los autores de este hecho, justo en el momento que se cumplen 24 años del terrible asesinato de Andrés Escobar, ex defensor de la Selección cafetalera que murió en manos de delincuentes tras hacer el autogol, que los eliminó del Mundial Estados Unidos 1994.

Los antecedentes ya los tiene la policía, pero cercanos a Uribe y Bacca han señalado que los futbolistas decidieron renunciar al combinado nacional de su país.

Tags:

Deja tu comentario