{"multiple":false,"video":{"key":"czoPCg3dTVw","duration":"00:02:14","type":"video","download":""}}
VIDEO RELACIONADO – Paredes busca terminar la guerra del Cacique (02:14)

Jordan y la serie documental The Last Dance, producida por ESPN y emitida en Netflix, sigue dejando sabrosos episodios de una historia enfocada en el triunfo personal y colectivo de la estrella de los Chicago Bulls.

En esta ocasión, se confirmó algo que en el mundo de la NBA era un secreto a voces: MJ no quería que Isiah Thomas -su rival de los “Bad Boys” en Detroit- fuera parte del Dream Team en los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992.

El audio, que data del 2011, ratifica algo que aún era inédito, donde Jordan le dijo directamente al ejecutivo de la NBA Rod Thorn -quien fue parte del comité de la Selección de Estados Unidos- que no participaría en la cita olímpica si Thomas era considerado para la misma.

Lee también: Sí, para Pippen hubo uno mejor que Jordan y no lo dijo en “The Last Dance”

“Rod Thorn me llamó y le dije: Rod, no jugaré si Isiah Thomas está en el equipo”, así fue la confesión al periodista Jack McCallum, la que se transmitió en 2011 en el podcast The Dream Team Tapes.

Cabe destacar que Jordan ya había hablado en la serie sobre este tema, pero diciendo que la idea era mantener una ambiente de “camaradería y armonía” en el equipo que viajaría a España para llevarse la medalla de oro, algo que no sería posible si estaba Thomas. No obstante, también declaró que no era el único que prefería no tener al ex base de Los Pistons en la plantilla.

Pero jamás dijo haberlo solicitado él formalmente o, al menos, de manera directa: “No tuve nada que ver con eso”, afirmó en el quinto capítulo del documental, aunque también expresó: “Si quieren atribuirme a mí el hecho de que Thomas no haya estado en el equipo, pues bienvenido”.

Lee también: Michael Jordan admite que nunca tuvo gripe en el “Flu Game” de 1997: Se intoxicó con una pizza

La rivalidad entre Jordan y Thomas trascendió lo deportivo desde adentro del deporte. Un episodio particular -también expuesto en la serie- dejó huella en MJ quien jamás lo perdonó: el plantel de Detroit, alentado por el base, se retiró de la cancha antes del final del cuarto juego de la histórica barrida 4-0, donde por fin los Bulls vencieron a su némesis en ese entonces.

Es así que esta nueva revelación dejó a un Jordan faltando a la verdad o, al menos, no siendo del todo claro en sus testimonios que salieron a la luz en The Last Dance, la serie que trajo de vuelta al basquetbol y las memorias de esos controvertidos años ’90 con una NBA salvaje y llena de talento.

Tags:

Deja tu comentario