1. Defínase a usted mismo sin decir su profesión ni que es miembro de la Convención Constitucional.

Soy mujer, madre, trabajadora, de origen popular. Viví el exilio junto a mi familia. He vivido en distintos países y ciudades por lo que me considero migrante. Soy una activista social y política, por los derechos de los pueblos a ejercer su soberanía sobre los territorios que habitamos.

  1. ¿Quién es el constituyente, que no sea usted, que más lo representa y por qué?

Alejandra Pérez. Porque es mujer y comparto sus definiciones sobre el desafío y oportunidad transformadora que representa el momento constituyente. La conocí el 4 de julio y creo que ella, junto a otros constituyentes de La Lista del Pueblo, representan una nueva oportunidad para la emergencia del actor popular a la discusión sobre el modelo de sociedad.

  1. ¿Quién es el constituyente con quien más diferencias cree que puede tener en la Convención?

Hay una derecha que busca entorpecer la discusión que se propone avanzar en las demandas de la ciudadanía. Es una derecha que asume ciertos elementos del diagnóstico crítico, pero desconoce las causas, entre ellas las violaciones a los derechos humanos que han sido funcionales a la exclusión política o la desigualdad como si no tuviera relación con los niveles groseros de concentración de la riqueza y la propiedad en unas cuantas familias. En estos días he interpretado que con Zuñiga se expresa esa diferencia.

  1. ¿Cuál es el área temática de debate en la Constitución en que se siente más débil?

Lo importante es construir una posición en conjunto con las comunidades que han estado pujando por profundos cambios en la estructura del Estado. Soy Socióloga y tengo experiencia social, institucional y política, lo que me permite contar con herramientas para analizar y proponer en cualquier ámbito de la discusión sobre la forma en que organizaremos la sociedad y el Estado. El ejercicio constituyente requerirá también una transducción jurídica, en la que los y las abogadas tendrán más que aportar.

  1. ¿Cuál es el mayor miedo que tiene respecto al futuro de Chile?

No es un momento para tener miedo, es un momento para tener esperanza. Desde luego, hay que contar con que los sectores conservadores del país intentarán boicotear de diferentes maneras el proceso de transformación que comenzó el 18 de octubre de 2019. Para enfrentar esto será la comunidad y los pueblos de Chile quienes tendrán que tener un lugar protagónico en las transformaciones necesarias que se requieren.

  1. ¿Cuál es su opinión del estallido social?

La revuelta abrió la posibilidad de generar transformaciones en Chile es algo que todos quienes hemos estado luchando por años  por cambios estructurales, tenemos que agradecer a esos cientos de miles de personas, sobre todo jóvenes, que corrieron el limite de lo posible.

  1. Excluyendo la pandemia, ¿Qué es lo peor y mejor que ha pasado en Chile en los últimos dos años?

Lo peor y lo mejor son las dos caras de una misma moneda, por una parte, lo peor que ha ocurrido es el altísimo costo en vidas y salud que muchísimas compañeras y compañeros han tenido que asumir por los cambios que Chile necesita. Y por otra parte, lo mejor es la posibilidad que de construir cambios y transformaciones para los pueblos de Chile.

  1. ¿Cuál es su serie favorita?

Hay varias series que podría destacar en este momento. Gambito de Dama, creo que desarrolla muy buenos personajes partiendo por su protagonista, expresa muy bien las contradicciones que vive una mujer en un mundo que no esta organizado para nosotras.

  1. ¿Qué libro recomendaría a quienes estén leyendo esta entrevista?

Recomiendo leer “Planeta de Ciudades Miseria”, de Mike Davis. El autor muestra como se producen estos asentamientos, en los que se concentra la pobreza y que alcanzan a más de mil millones de personas según la ONU. El mecanismo es la transferencia de riqueza de pobres a ricos, a través de la privatización de los bienes comunes y la acumulación de la renta de su explotación en pocas manos.

  1. ¿Cómo le gustaría que lo recordaran como constituyente?

Como una mujer trabajadora y luchadora, qué hizo todo lo que estaba a su alcance para llevar la voz de los pueblos al proceso constituyente.

  1. ¿Qué opina de la ausencia de personas trans en la Convención?

La profundización de la democracia en Chile, siempre será un desafío. Hoy no están todes, todas y todos los que deberían. El desafío del proceso constituyente es incluir a quienes no lo han sido todavía. Más aun a las personas trans, debido a todas las violencias a las que se ven expuestas a lo largo de sus vidas.

  1. ¿Cómo te imaginas a Chile en 10 años más?

Un Chile que esté dando los primeros pasos de una sociedad más justa y sostenible. Donde los derechos sociales y políticos de los pueblos estén garantizados. Espero que demos un ejemplo al mundo, dado este inédito proceso constituyente que hemos comenzado, logrando dar vuelta la página a las historias de horror e injusticias que impuso la dictadura con la constitución del ochenta.

 

Tags:

Deja tu comentario