Luego de siete años de investigación y tres meses de juicio oral, finalmente Marco Enríquez-Ominami conoció este miércoles el veredicto por supuestos delitos tributarios y financiamiento irregular de campaña.

Fue el Cuarto Tribunal Oral en lo Penal el que dio a conocer el veredicto pasado el mediodía, que involucra también al acusado del caso Cristián Warner, ex asesor del cineasta.

El Ministerio Público indagaba desde 2014 al político de 48 años por las rendiciones de sus gastos en el Servicio Electoral (Servel) tras su candidatura presidencial en 2013, en la que fue acusado de cometer el delito de fraude de subvenciones.

Lee también: Crisis en el Frente Amplio: No declararon candidaturas a Core y le pidieron plazo adicional al Servel

En cuanto a Warner, se le condenó por delitos tributarios. “Ha quedado comprobado que Warner conocía las consecuencias de su actuar al facilitar las facturas ideológicamente falsas a la empresa OAS”, señaló Celia Catalán, Jueza del Cuarto Tribunal Oral en lo Penal.

Por el lado del candidato presidencial, finalmente el tribunal optó por absolverlo de los cargos que se imputaron por supuesto fraude de subvenciones.

De esta forma, la jueza desestimó la demanda civil interpuesta en su contra por el Consejo de Defensa del Estado.

La investigación, conocida como Caso OAS, fue por supuestos aportes económicos irregulares de parte de la empresa brasileña en la campaña de Enríquez-Ominami.

A pesar de las acusaciones, ME-O siempre descartó haber cometido cualquier tipo de delito y enfatizó en que solamente se busca “perjudicar su carrera política”.

Lee también: RN ingresará proyecto para que el Tribunal Constitucional evalúe reglamento de la Convención

Cabe mencionar que este domingo por la noche, Enríquez-Ominami oficializó sus aspiraciones a La Moneda, postulando por cuarta vez al sillón presidencial.

La sentencia se conocerá el próximo 20 de septiembre a las 15:00 horas.

Tags:

Deja tu comentario