{"multiple":false,"video":{"key":"cp7RYtEQMJxWchvn15250","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Después de permanecer un mes internado en la Mutual de Seguridad de Santiago, el cajero de la empresa Servipag, Pablo Ramírez (34), quien fue rociado con bencina y prendido fuego por delincuentes durante un asalto en Hualpén el pasado 29 de julio, fue dado de alta.

Ramírez manifestó su agradecimiento a todos aquellos que le prestaron apoyo, tanto al equipo médico como a sus amigos y familiares, y aseguró que “saliendo de acá vamos a seguir la lucha contra la delincuencia”.

César Cárcamo, director médico de la Mutual, explicó que el trabajador se recuperó de los daños derivados de las quemaduras y sus injertos han experimentado buena evolución recuperando casi el 100% de la piel de las zonas comprometidas.

Ahora, el Ramírez, iniciará una rehabilitación ambulatoria en la ciudad de Concepción, ciudad a la viajó hoy mismo.

Tags:

Deja tu comentario