{"multiple":false,"video":[]}

El cadáver de una bebé prematura se extravió en un edificio público del estado mexicano de Baja California cuando era trasladado del Servicio Médico Forense al velatorio, informó hoy el subprocurador de Justicia de la zona de Ensenada, Marco Antonio Chavarría.

Tras un aviso, “fuentes del Ministerio Público y nosotros realizamos un operativo con policía ministerial y de servicios periciales en ambas instalaciones con el objeto de poder buscar de manera física y material el cuerpo, y no lo pudimos localizar”, explicó el funcionario a los medios.

El bebé nació el pasado 27 de agosto en el Hospital General de Ensenada, ciudad del noroccidental estado de Baja California, y falleció horas más tarde.

Tras su deceso, el cuerpo fue llevado el 29 de agosto a las instalaciones del Servicio Médico Forense (Semefo) de Ensenada, donde se le realizó una necropsia.

El Semefo comparte edificio con el velatorio de Desarrollo Integral de la Familia (DIF) de Ensenada, y fue durante el traslado del cuerpo cuando este se extravió.

“Fue cubierto con una sábana y trasladado a los refrigeradores donde se encuentran los cuerpos ya sin vida de los velatorios”, puntualizó el subprocurador e indicó que, tras iniciar una averiguación previa el 31 de agosto, hasta el momento han recabado siete testimonios de quienes trabajan en las dos dependencias.

“Se hizo una revisión de todos los lugares que contempla el edificio. También el sitio de basuras, contenedores y donde se resguardan materiales propios, y no lo localizamos”, insistió.

Chavarría confió en tener pronto avances en la investigación, ya que localizaron una grabación en vídeo que puede ayudar a determinar quién fue la última persona que estuvo con el cadáver.

Asimismo, explicó que se están investigando los cuerpos que fueron entregados y sepultados durante estos días, entre los que había menores, y también el cadáver de un hombre que fue incinerado.
Sin embargo, no precisó si entre estos cuerpos estaba el de un bebé.

Tags:

Deja tu comentario