{"multiple":false,"video":{"key":"oULJyK73vQ","duration":"00:02:49","type":"video","download":""}}

Distintas fiestas adolescentes han sido el escenario en el que una treintena de niñas y adolescentes han denunciado haber sufrido abuso sexual y violaciones por sus propios compañeros, según consta en la investigación que abrió la Fiscalía de Aysén. Hechos que vendrían ocurriendo desde al menos el 2014, pero que muchas de estas adolescentes de la ciudad de Coyhaique callaron por años.

Abusos sexuales, tocaciones, acoso y violaciones son algunas de las denuncian y hechos que habrían ocurrido luego de que las jóvenes se sintieran vulnerables producto del alto consumo de alcohol, de lo que algunos hombre se aprovecharían en distintos carretes.

“Muchas niñas en calidad de bulto, estaban mal o muy borrachas o muy drogadas. Habían niñas que incluso se habían ido a acostar ebrias, en su propia casa y de repente se despiertan porque están siendo sometidas y violadas“, aseguró María José Poblete, vocera de las jóvenes denunciantes de Coyhaique.

Hoy gran parte de ellas se encuentran organizadas y decidieron romper el silencio contra sus victimarios y sus denuncias fueron acogidas por la Fiscalía y por el servicio Nacional de la Mujer y equidad de Género, entidad que las está ayudando desde que comenzaron a conocerse las denuncias que han convertido a la región de Aysén en el 2018 en líder en denuncias por delitos sexuales, superando la media nacional.

Lee también: Difunden violento video donde pololos aparecen golpeándose: Ella es menor de edad

Es por lo anterior que se busca que las jóvenes tomen precauciones en este tipo de eventos juveniles a la hora de ingerir líquidos.

Así lo comenta Patricio Navarro, jefe del Departamento de Sustancias Químicas Controladas de la PDI: “El llamado es a evitar el consumo de estas sustancias (psicotrópicas), porque una posible ingesta, o alteración con otros productos, podría producir la muerte del consumidor”.

La investigación sigue en curso y el objetivo del Ministerio Público es determinar si al momento de ocurridos los hechos denunciados, los involucrados eran menores de edad y establecer  si las conductas relatadas por las víctimas constituyen o no un delito.

Tags:

Deja tu comentario