{"multiple":false,"video":{"key":"oUMI4CerI1","duration":"00:13:35","type":"video","download":""}}

Un nuevo escándalo remece a la salud pública en cuanto a la prestación de servicios al sector público. Hablamos de licitaciones en que diferentes empresas participan y que tras un proceso donde se cumplen una serie de requisitos logran adjudicarse los contratos por una cantidad de tiempo.

Es el caso de la empresa S.O.S Medical que fue creada en 2014 quien actualmente presta servicios de ambulancias y traslado de pacientes adjudicándose contratos con hospitales de La Florida, el Instituto de Neurocirugía, la ex Posta Central, Hospital El Pino, Hospital Dipreca, Hospital Luis Tisné, El Servicio Nacional de Menores (Sename) y el último corresponde al Hospital San Juan de Dios.

Lee también: En Chile hay 36 plaguicidas a base de químico que puede provocar cáncer

Sin embargo, mientras participaba en la licitación del Hospital San Juan de Dios, se descubrió que la empresa S.O.S Medical presentó documentación falsa con el objetivo de adjudicarse el contrato.

Dentro de algunos requisitos, están las referencias de otros centros de salud. En este caso, S.O.S Medical presentó documentos de distintos centros médicos resultando que había coincidencias en cuanto a las fechas y el tipo de letra.

Ante esto, una de las clínicas involucradas respondió al equipo de Reportajes de CHV Noticias y confirmó que el documento presentado era falso.

Lee también: Concejales presentarán acusación constitucional por déficit de 17 mil millones de pesos en la Municipalidad de Viña del Mar

Lo mismo ocurrió con otras empresas que fueron involucradas quienes desconocen algún tipo de contrato con S.O.S Medical. En cuanto a la capacitación del personal, hay certificados que sostienen que se encuentran aptos para prestar servicios, pero tal certificado no pudo ser comprobado.

Tags:

Deja tu comentario