{"multiple":false,"video":{"key":"oUR247xKqO","duration":"00:03:03","type":"video","download":""}}

Ilse Amory Ojeda, es la ex carabinera que fue encontrada calcinada el pasado 26 de abril en Colombia, hasta donde viajó en compañía de Juan Valderrama, su pareja y quien es el ahora único formalizado por el asesinato.

El cuerpo de la chilena de 51 años llegará en un avión especial junto a sus familiares, los que viajaron a ese país para ayudar con la identificación.

Lee también: Restos de Ilse Ojeda llegan a Chile este viernes: Familia espera homenajes de Carabineros

El hombre es acusado de desaparición forzosa, femicidio y ocultamiento de pruebas, aunque él continúa alegando inocencia.

“Ella tiene tres días de convivencia y la tercer día dice ‘este es el hombre más malo que he conocido en mi vida’“, comenta Alejandra Ojeda, hermana de la ex carabinera.

En la misma línea, sostiene que “se expresa en muy malos términos de él y quería sólo el dinero. Se ve que estaba sufriendo”.

Ojeda viajó a Colombia con los $20 millones de su retiro, antes de partir adquirió un seguro de vida, dejando como único beneficiario a Valderrama, a quien le compró un auto y traspasó la mitad de su dinero.

Te puede interesar: Nuera de Ilse Ojeda habló sobre video que mostraron en audiencia: “Todo el mundo lloró”

La familia desaprobaba su relación, pero sólo en Colombia Ilse descubrió las verdaderas intenciones de su pareja.

Así lo comenta Mario Sánchez, hijo de Ilse, “cuando ella se dio cuenta que este tipo no era realmente el que ella suponía, empezó a hacer esas cosas, a grabar audio, hasta que este tipo la pilló“.

“Ella nos decía ‘tengo evidencia de Juan, pero no se las voy a dar a ustedes, se la voy a dar a policía de Colombia'”, agregó.

Pero el mismo Sánchez asegura que Valderrama ya había agredido a su mamá, ya que un día le preguntó en su casa por qué las paredes del departamento estaban manchadas y “él se levanta y dice ‘estábamos jugando y salpicó vino”.

“Mi mamá lo paró en seco y dijo, ‘Juan, di la verdad, di que me estabas pegando’ y siguió en el computador“, detalló.

Sánchez dice que le pidió a su madre que no viajara porque pensó que el hombre se aprovechaba de ella, ya que después de terminar su trabajo como carabinera se hizo guardia de seguridad y volvía a la casa sólo para atenderlo a él.

Ilse Ojeda estuvo en Colombia dos días antes del crimen, fecha que coincide con unos audios en que ella se despediría de sus hijos y denunciaría a su pareja.

Además, el mismo Valderrama durante esta fecha contrató a un hombre para supuestamente quemar un animal en el bosque, pero el hallazgo de las osamentas, más rastros de sangre en su casa, aceleraron la detención.

Claudia García, directora del Instituto de Medicina Legal de Colombia, aseguró que las condiciones en las que fueron encontrados dificultarán la posibilidad de establecer con certeza la causa de su muerte.

Los restos de la mujer llegan esta noche a Santiago.

Tags:

Deja tu comentario