{"multiple":false,"video":{"key":"jp3uz8zEs","duration":"00:08:48","type":"video","download":""}}

Actualmente, la legislación no contempla el ciberacoso como un delito y los ciberacsoadores pueden actuar impunemente, a costa de sus víctimas, las que se encuentran actualmente desamparadas sin marco legislativo que pueda sancionar estas acciones, las que llegan incluso a poner en riesgo sus vidas.

Así lo explica Patricia Peña, académica de la Universidad de Chile, quien detalla que “hay que decir que hoy no tenemos una ley de ciberbullying o que tipifique los distintos tipos de prácticas y situaciones sobre ciberacoso”.

Lee también: Caso Sename: Informe reveló que los derechos de los niños son vulnerados en todos los hogares

“Cuando uno recibe amenazas de muerte a uno o a otros miembros de la familia, porque se puede poner un recurso de protección, pero ahí viene el vacío legal de decir qué pasa después, si no existe una tipificación del delito de ciberacoso“, añade la directora de la Fundación Datos Protegidos.

El pasado 5 de marzo la Cámara de diputados aprobó por unanimidad el proyecto de ley que busca sancionar el ciberacoso y bullying, pero sólo para a comunidad escolar.

El diputado Jaime Bellolio (UDI) explica que “lo sustantivo es exigirle a todo colegio como obligatorio el que tengan un plan de prevención, de acción y de prevención con respecto al ciberacoso y si no desarrolla el suyo propio, debe tomar el del Mineduc”.

Sin embargo, estas acciones en adultos siguen sin sanciones y sus víctimas deben aceptar, con frustración, que por ahora sus atacantes no tienen sanciones.

Lee también: Dan de baja sitio web para hacer que cualquier mujer pareciera que estaba desnuda en su foto

Por ejemplo, así lo vivió Nicole Alviña, quien juega videojuegos online y que tras sostener una discusión con un usuario detonó que comenzara una ola de amenazas, acoso y bullying.

Se consiguieron su número de teléfono, luego la subieron a una página de promoción de scorts, después la agregaron a grupos de WhatsApp en los que la insultaban por su físico. Incluso la amenazaron con agredirla en la vida real, a ella y a su familia.

Se dio le trabajo de guardar cada texto y cada imagen como prueba en su celular, con lo que fue a la PDI a denunciar la situación. No tuvo buenos resultados, pese a que entregó copia de cada uno de los ataques que recibió.

“Todo lo que estoy pasando de los acosos no vale. ¿A mi me tienen que hacer daño, me tiene que matar para que ellos se puedan mover, para que los capturen o les hagan algo?“, reclama Nicole.

Lee también: Licencias se pagarán a más tardar en 30 días: Las 4 claves del plan de modernización del Compin

Sin embargo, un proyecto de ley enviado por La Moneda pretende ponerle fin a esta impunidad y poder sancionar estas prácticas.

“Uno es el hostigamiento o acoso, el seguimiento físico o telefónico contra la voluntad de las personas. La exhibición no consentida de imágenes de carácter íntimo. Y el tercero es la divulgación de información privada y personal destinada a causar un daño al prestigio, a la honra o el honor de la persona afectada”, detalla el ministro de Justicia, Hernán Larraín.

Tags:

Deja tu comentario