{"multiple":false,"video":{"key":"czfqnKSokj2","duration":"00:10:24","type":"video","download":""}}

Una insólita situación que se vive hace algunos meses en la calle Eleuterio Ramírez, Santiago centro, donde se ha instalado una verdadera mafia, también compuesta por ciudadanos extranjeros, quienes se han apoderado de esta calle y distribuyen puestos de atención en Extranjería a cambio de un monto de dinero obligado.

Se trata de una banda compuesta por hombres y mujeres quienes operan durante cada madrugada de días hábiles en las afueras del Departamento de Extranjería de la PDI.
Esta mafia se aprovecha de la desesperación de los propios extranjeros, quienes lo único que buscan es regularizar su situación en Chile.

Diariamente extranjería atiende a cerca de 3 mil personas. En este lugar, que abarca a toda una manzana de un concurrido sector de Santiago centro, se han creado oportunidades para negocios anexos, como la venta de comida y los baños públicos, ya que las jornadas pueden durar todo un día, partiendo en la madrugada.

Asimismo, esta aglomeración de personas creo también un nicho que roza con la delincuencia, donde las mafias vieron una lucrativa oportunidad de llenar sus bolsillos a costa del esfuerzo, incluso de sus propios compatriotas recientemente llegados a Chile.

Tags:

Deja tu comentario