{"multiple":false,"video":{"key":"b45oic7hTD","duration":"00:10:48","type":"video","download":""}}

Algo pasa en el Lago Villarrica que inquieta a quienes viven en esta zona. Tanto vecinos como expertos aseguran que el lago no está limpio. ¿Y a qué se debe esto? La respuesta sería clara: una consecuencia de los proyectos inmobiliarios que se construyeron en la rivera, como adelantamos ayer en el reportaje de CHV Noticias.

Ya por el año 2013 se creó una norma específica, llamada “secundaria”, para poder monitorear la salud del lago en cuanto a su cantidad de nutrientes, lo que son peligrosos tanto para el agua como para las mismas personas. Esta medición es la que arrojó que la zona se encuentra “saturada”. Pero, ¿qué es lo que quiere decir esto?

Lee también: El drama de los vecinos de Pucón: La desatada expansión inmobiliaria que destruye la naturaleza y genera gran congestión

En simple, se trata de evaluar la transparencia del lago en base a sus dos componentes básicos, el fosfato y el nitrato, la que determina cuán profundo podemos ver hasta el fondo: mientras mayor sea la presencia de estos nutirentes, menos “sano” se encuentra, es decir hay mayor turbiedad.

Así lo explica Víctor Durán de la Agrupación Vigilantes del Lago, quien explica que “el ecosistema de un lago básicamente funciona con el sol y las algas, las encargadas de darle el color al agua”.

“Y como las algas son vegetetales -continúa- necesitan además de la fotosíntesis otros compuestos químicos, nutrientes, entre los que están el nitrato y el fosfato“, añade.

El problema está en que “cuando estos componentes llegan en exceso, producen un florescimiento mayor de algas y al existir este fenómeno, la vida del lago se complica”.

Te puede interesar: “Se me parte el corazón en pensar que está en esos restos”: Las desgarradoras palabras de amiga de Fernanda Maciel

Justamente, algunos de los efectos que se producen en quienes tienen contacto con un lago con exceso de estos nutrientes son las alergias, enrojecimiento de la piel, otitis y hasta conjuntivitis.

“Cuando se superan la toxinas, en todas partes del mundo que tienen los lagos bajo mediciones, se cierra la playa hasta que baje el nivel de toxinas establecidas por la Organización Mundial de la Salud (OMS)“, acota.

Es decir, en este momento, la cantidad de toxinas del lago están por sobre los límites que se establecieron para el lago. Una de las consecuencias es que el Lago Villarrica se conviertiera en el único en Chile con la denominación de zona saturada.

Y todas los dardos apuntan a que parte de la destrucción de los humedales en la rivera de lago, producto de los proyectos inmobiliarios, lo dejaron en esta condición.

También revisa: Femicidio a un día del 8M: Hombre asesina en plena calle a mujer que era su ex pareja

Esto queda en evidencia con un sencillo experimento que realizó Durán en el lago con un disco que se usa para medir su transparencia: el disco se sumerge en el agua y, a mayor presencia de algas, más rápido se perderá de vista.

El resultado arrojó que a los 6 metros de profundidad era imposible verlo, siendo que los estándares apuntan que recién a los 7 metros se podría comenzar a hacer dificil poder seguirlo. En la década del 1960, el disco se veía incluso al llegar a los 20 metros de profundidad.

Tags:

Deja tu comentario