{"multiple":false,"video":{"key":"oViwc3gDNN","duration":"00:02:08","type":"video","download":""}}

Una insólita situación se registró durante un velorio en la parroquia San Patricio, en la comuna de Las Condes. Alexander Linford utilizó su cuenta de Twitter para denunciar que personal de la iglesia les cobró $40.000 por realizar la misa fúnebre. Y advirtieron que, de no pagar, ésta no se realizaría.

A través de su red social, el abogado detalló que una mujer no sólo les habría solicitado el pago por los servicios, sino que también les pidió que cancelaran el monto mediante el sistema de Redcompra en las oficinas del recinto.

Lee también: Toda una tortura: Vecinos denuncian que iglesia da campanazos todos los días, cada una hora, hasta la noche

El Arzobispado de Santiago tomó contacto con los familiares y pidió disculpas por el hecho.

“Una persona de la parroquia habría acudido a la familia casi al inicio del funeral y habría pedido el cobro con palabras poco adecuadas. Evidentemente que es un desatino doloroso“, afirmó Cristián Roncagliolo, obispo auxiliar de Santiago.

El sacerdote de la iglesia involucrada, Samuel Ladrón de Guevara, detalló que había estado acompañando a los cercanos de la fallecida y que el cobro no se había concretado en ese momento.

“El hijo vino antes, me dijo que quería pagar y la secretaría estaba cerrada. Yo le dije que no se preocupara y que lo viéramos después“, aseguró Ladrón de Guevara.

Lee también: Sacerdote confesó que es gay en plena misa: “Muchos clérigos son homosexuales y no quieren que nadie lo sepa”

El tuit generó una serie de reacciones en redes sociales, varias de ellas de personas que habían vivido situaciones similares.

Por su parte, el Arzobispado aprovechó de aclarar los cobros en las iglesias. “Es algo voluntario que está al servicio del funcionamiento práctico de la parroquia, del aseo, personal del servicio, pero lo fundamental es que (la iglesia) es un lugar de acogida y la plata no puede ser un elemento determinante”, declaró Roncagliolo.

Luego de comunicarse tanto con el sacerdote de la iglesia como con representantes del arzobispado, Alexander Linford pidió dar por cerrado el tema.

Mira el tuit de la denuncia aquí:

Tags:

Deja tu comentario