{"multiple":false,"video":{"key":"czoBn58OXgK","duration":"00:03:23","type":"video","download":""}}

Los microbasurales por años han sido un problema en varias comunas de la Región Metropolitana. En Puente Alto y La Florida, por estos días, se libra una batalla de algunos vecinos para erradicar una especie de vertedero ilegal, uno que está justo en el límite de ambas comunas.

El pedido desesperado de estos residentes no es sólo que los municipios hagan la limpieza correspondiente, sino que también intensifiquen la fiscalización contra los inescrupulosos de siempre que vienen a dejar escombros de manera ilegal.

Jeannette Díaz es una de las afectadas, quien vive a escasos 20 metros de la zona atiborrada de basura. “Todos los días debo vivir con esto, con el mal olor”, reclama.

El conflicto se inicia geográficamente en uno de los límites de La Florida, y Puente Alto. En un espacio no menor que se ha llenado de escombros, basura y mal olor.

Lee también: Detención ciudadana: Vecinos frustraron robo de vehículo a una mujer en Puente Alto

La desesperación de los vecinos es tal, que ellos mismos han intentado ahuyentar a otras personas que se acercan a esta esquina para botar sus desechos. Los habitantes de este conjunto habitacional aseguran que llevan años conviviendo con el lamentable escenario.

Cerca de este lugar, hay un sitio legalmente habilitado para botar escombros, pero los que llegan aquí, son los que derechamente no quieren pagar por deshacerse de su basura.

El descaro de algunos es tan grande que incluso han llegado movilizados con transporte de carga. “La otra vez vimos un camión que vino a botar una gran cantidad de materiales de construcción”, afirmó Manuel Barrueto, que es otro de los vecinos afectados.

Mauricio Araya, también habitante de los condominios, reconoce que la situación es insostenible: “Además del mal olor que se va a las casas, están los ratones. Incluso, más atrás viven unos indigentes quienes, cuando hacía frío, prendían fuego generando un humo tóxico el que se iba a nuestras casas”.

Lee también: Viven en un auto abandonado en Providencia y vecinos los acusan por protagonizar peleas

Por otra parte, los microbasurales clandestinos generan, además de suciedad, un foco que atrae a la delincuencia. Un hecho que tiene a los vecinos atemorizados de transitar por este lugar cuando anochece.

Los municipios involucrados están al tanto de esta denuncia y han asegurado que habrá cambios. “Con esto de la pandemia a lo mejor no nos hemos esmerado en nuestro trabajo, pero sí vamos a retomar de acuerdo a las indicaciones del alcalde para seguir fiscalizando. Esperamos resolver a la brevedad este problema”, señaló Lorena Berrios, funcionaria de la Municipalidad de Puente Alto.

En tanto, Rodolfo Carter también tuvo palabras para esta problemática: “Nos vamos a preocupar mañana de empezar la campaña de limpieza en el tercio que corresponde a La Florida. Y esperamos sentarnos a conversar con el municipio de Puente Alto que, sin dudas, estará interesado”.

Las conversaciones de ambos jefes comunales son clave para que se refleje en un cambio y así mantener este lugar limpio y, a su vez, sancionar como corresponde a los infractores que llegan a dejar sus escombros, cuyas multas podrían oscilar entre los $100 mil hasta los $5 millones.

Tags:

Deja tu comentario