{"multiple":false,"video":{"key":"czsZC4DcLS9","duration":"00:04:00","type":"video","download":""}}

Un residente de Maipú construyó salida de vehículos especial en su casa para poder movilizarse fácilmente junto a su madre, ya que ambos padecen de artrosis. Sin embargo, tiempo después un grupo de vecinos decidió instalar un portón eléctrico justo al medio de este acceso, infringiendo además la normativa vigente en esta materia. Tanto Sergio Alfaro, como su madre Gloria Valenzuela, tienen dificultades para caminar. «Yo soy diabética y tengo una artrosis generalizada. Ahora no han podido ni sacarme así, me tienen que sacar en andas (…) mis hijos están desesperados», dijo Gloria. Además, esta familia acusó que estuvieron meses planificando la construcción de este acceso. En ese entonces, llegaron a un acuerdo con vecinos para que se modificara la ubicación del controversial portón, sin embargo, los compromisos no se cumplieron. Esta reja se encuentra en toda la calzada de Isla Salas con Avenida Las Naciones, en una calle que es de doble sentido y que ni siquiera es un pasaje. Otra habitante del lugar, Marcela Reyes, presentó una demanda por la cual el municipio de la comuna debió entregar una respuesta al Juzgado de Policía Local, donde finalmente informaron que el 11 de enero realizaron una inspección que determinó que las condiciones de la calle no permiten su cierre.

Tags:

Deja tu comentario