{"multiple":false,"video":{"key":"csnLLkADikrkchvn37708","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Alejandro Fernández volvió a hacer noticia, pero no por su carrera musical. El mexicano fue bajado de un avión de la empresa Aeroméxico, debido a que se encontraba en estado de ebriedad, y se negó a abrocharse el cinturón y a apagar el celular.

Además, los pasajeros denunciaron que el cantante insistía en mostrarles imágenes del accidente aéreo de Durango, ocurrido en julio pasado, que afortunadamente no tuvo que lamentar víctimas fatales.

“Se levantó y nos empezó a mostrar el video de Durango, y nos dijo que ojalá no nos pasara lo mismo”, relató uno de los presentes en el vuelo.

Finalmente, tras enfrascarse en varias discusiones con los tripulantes, el intérprete fue expulsado del avión. Incluso se difundió un video del momento:

Horas más tarde, a través de Twitter, Fernández pidió disculpas a la aerolínea y los pasajeros. “Tras un recorrido trasatlántico estaba extremadamente cansado. Nada justifica mis acciones”, se justificó.

 

 

Tags:

Deja tu comentario