{"multiple":false,"video":[]}

En la tarde de este miércoles se llevó a cabo la formalización de Rodolfo Muñoz, el conductor de Uber que la noche de este martes fue baleado por un carabinero.

El chofer de la compañía internacional quedó en libertad, pero con las medidas cautelares de arraigo nacional y prohibición de acercarse al uniformado.

A la salida del tribubal, el imputado aseguró que “quería huir, pero no quería asesinar al carabinero, si lo hubiese querido hacer lo hubiese atropellado”.

Además, agregó que “darme dos tiros no sé si será normal”. 

Cabe mencionar que el hecho se produjo en el aeropuerto de Santiago, luego que el conductor fuera fiscalizado por el carabinero. El chofer se negó a una detención e intentó atropellar al uniformado, quien hizo uso de su arma de servicio en dos oportunidades, hiriendo al conductor en un brazo.

El tribunal fijó un plazo de dos meses de investigación y además, se inició una investigación para determinar si fue correcto el actuar del carabinero.

Tags:

Deja tu comentario