Con 21 personas conducidas y 15 detenidas finalizó una nueva jornada de toque de queda en la región Metropolitana.

La situación fue catalogada como “bastante ajetreada desde el punto de vista criminal”, según el general Enrique Bassaletti, jefe de la Zona Metropolitana Este de Carabineros.

“Lo que llama la atención es que estos delincuentes tienen 26 detenciones anteriores, otros 20. Son grupos grandes asaltando a personas en la calle. Estamos en medio de una crisis importante y realmente esta gente es lo peor de lo peor”, aseveró el oficial.

Las cifras de Carabineros sostienen que, entre las 22:00 y 05:00 horas, hubo 394 conducidos en todo el país, 21 de ellos en la región Metropolitana y 373 en regiones, además de haber entregado 10.594 salvoconductos.

En tanto, la información policial sobre los 15 detenidos en la región Metropolitana los vincularía con delitos graves, como robos con intimidación e incluso uno por homicidio.

En Puente Alto, por ejemplo, hubo 7 detenidos tras la sustracción de un vehículo de alta gama y una serie de asaltos a transeúntes.

“Lo bajo de la bajeza de estos criminales es que actúan en circunstancias con un país angustiado, tratando de salir adelante en esta crisis sanitaria. Ellos saben que Carabineros y la Policía de Investigaciones (PDI) están colaborando en otras tareas y ellos aprovechan que hay menos gente, y que es más fácil escapar”, sostuvo Bassaletti.

FOTO: MARCOS MALDONADO/AGENCIAUNO

Cuestionado por el robo frustrado del cajero automático en Recoleta esta mañana, el general detalló que los detenidos mantienen 36 y 23 aprehensiones anteriores, respectivamente.

“Estas personas se repiten una y otra vez el plato. Hay una cantidad importante de delincuentes que dedican su vida a la delincuencia y no la van a abandonar ni siquiera en estas circunstancias. Algunos hacen de su actividad laboral la delincuencia”, enfatizó.

Tags:

Deja tu comentario