Los termómetros de la zona central mañana martes subirán hasta los 38 grados, según las proyecciones meteorológicas, es por eso que todas las alternativas para pasar la ola de calor son una buena opción, pero, lamentablemente, hay una que parece que no lo es tanto.

Mientras algunos afortunados pueden tenerla en una casa, otros deben acercarse hasta un lugar público para disfrutarla. Hablamos de las piscinas, uno de los remedios favoritos para pasar las oleadas de altas temperauras del verano. Sin embargo, su uso parece que no es la mejor recomendación.

“Producto de los rayos UV, se produce un efecto de reflejo o ‘reflexión’ en el agua de la piscina que puede generar quemaduras en la piel”, explicó el urgenciólogo de RedSalud Santiago, Héctor Olmedo, a La Tercera.

Lee también: Las recomendaciones de la Cruz Roja para lidiar con las altas temperaturas de nueva ola de calor

Es por lo anterior que reitera que la mejor recomendación es evitar estar expuesto al sol entre las 11:00 y 16:00 horas y eso incluye darse un chapuzón en la piscina durante esas horas. Pasando las máximas, no habría problema.

Además, asegura que hacer cualquier actividad deportiva, como por ejemplo nadar al aire libre, durante ese mismo lapso de tiempo, también está fuera de las indicaciones médicas.

En cambio, un consejo que pocos siguen pero debiese ser una obligación es ingerir al menos dos litros de agua al día, a temperatura ambiente, no congelada, y evitar los cambios de temperatura. Es decir, si se está en una oficina, pasar de el aire acondicionado al exterior.

Según la Dirección Meteorológica, durante gran parte de la semana no bajaremos de los 30 grados en la Región Metropolitana.

Tags:

Deja tu comentario