{"multiple":false,"video":{"key":"crJsdam47SOQchvn33582","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Este martes, los turistas que visitaban la playa de Bahía Inglesa, en Caldera, fueron testigos del momento en que varó un elefante marino.

Se trata de un ejemplar de tres metros y cerca de 300 kilos, que no presentaba evidencias de estar enfermo y fue aislado por Sernapesca.

Según los especialistas, setrataría de un macho juvenil, que estaría perdido producto del fenómeno meteorológico de La Niña.

Este miércoles, el animal habría regresado a su hábitat natural, por lo que ya estaría fuera de peligro.

 

Tags:

Deja tu comentario