{"multiple":false,"video":[]}

La justicia condenó al odontólogo Carlos Jorge Songer Jérez a pagar $82.469.962 a una paciente, luego de perforarle el nervio trigémino en medio de un procedimiento de extracción de dos piezas dentales e instalación de implantes.

Esta situación dejó con dolor permanente a la afectada, por lo que decidió demandar al médico, que finalmente fue condenado a cuasidelito de lesiones graves. De esta forma, el especialista se verá obligado a pagar $32.469.962 por concepto de lucro cesante y $50.000.000 por daño moral.

“El señor Songer Jérez ha incurrido en un comportamiento no solo culpable, sino que además contrario a la lex artis de la especialidad médica que profesa: lesión de nervio trigémino de la demandante, por fijación de implantes dentales sin previos estudios en torno al diámetro y profundidad adecuada de estos”, señala el fallo.

La buena noticia para el médico es que esta decisión judicial es de primera instancia, por lo que el fallo todavía es apelable.

Tags:

Deja tu comentario