{"multiple":false,"video":[]}

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, recibió como a un héroe a Mamoudou Gassama, el maliense indocumentado que salvó la vida de un niño de cuatro años en París tras trepar cuatro pisos y al que se le prometió la concesión de la nacionalidad.

Bautizado como “Spiderman” en la prensa francesa, Gassama tardó este sábado apenas medio minuto en subir por la fachada del edificio y llegar hasta el pequeño, que se había quedado colgado de un balcón y suspendido en el vacío.

“Bravo”, le dijo Macron en el encuentro que mantuvieron en el Elíseo después de que el vídeo en el que se ve a Gassama salvando al pequeño se hubiera hecho viral en internet.

La Presidencia francesa informó a continuación de que el joven, de 22 años, tendrá la nacionalidad francesa y formará parte del servicio cívico de los bomberos de la capital.

Gassama acapara la actualidad nacional desde que el sábado salió al rescate de ese niño sin más ayuda que la fuerza de sus brazos.

“No pensé en nada, subí directamente”, le contó el joven a Macron, que le concedió también una medalla y un certificado de “valentía y entrega”, y le aseguró que todos sus papeles se van a regularizar.

En un video ampliamente difundido en las redes sociales, se le puede ver escalando por los balcones y agarrar al niño, al que un vecino de al lado intentaba ayudar sin éxito. EFE

Tags:

Deja tu comentario