{"multiple":false,"video":{"key":"crNgxxiE8xiechvn34098","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

El fin de las vacaciones y el retorno a la rutina de marzo son causales de ansiedad en gran parte de las personas, lo que habitualmente deriva en episodios de trastorno del sueño.

El insomnio y la mala calidad del sueño pueden evitarse siguiendo una conducta ordenada, es decir, acostándose a la misma hora todos los días y evitando el uso de tecnología antes de dormir.

El doctor Pablo Guzmán, director de la Clínica Somno, asegura que hay que evitar que la pieza sea un lugar de actividad, sino que sea asociada al acto de dormir.

“Es recomendable hacer una pausa previa a acostarse y no llegar a resolver problemas a la cama. Hay que apagar el cerebro y relajarse antes de acostarse”, afirma.

Tags:

Deja tu comentario