{"multiple":false,"video":[]}

La familia de un niño de la Región de Los Ríos demandó al Hospital Base de Valdivia, luego que éste perdiera un testículo, hecho por el cual piden una indemnización de 350 millones de pesos, acusando falta de servicio por parte del recinto asistencial.

El caso, según informó el medio local Rioenlínea, data de julio de 2017, fecha en que la madre acudió hasta el lugar para tratar una serie de síntomas que el menor de 11 años presentaba, como irritación, dolor e inflamación en sus genitales.

Según indicó la mujer en esa oportunidad, una de las profesionales que lo atendió le diagnosticó una hernia inguinoescrotal atascada. Para confirmar el diagnóstico era necesario, dijo, realizar una ecografía que no se pudo concretar en el Hospital de Valdivia, ya que esta área no se encontraba atendiendo, por lo que debió realizar la prueba en forma particular.

De acuerdo con la información entregada por los familiares, el proceso se llevó a cabo en Surmédica, donde se pudo comprobar el diagnóstico, obteniendo como recomendación una cirugía de urgencia.

En la noche, la situación empeoró y la madre tuvo que volver con su hijo al hospital, donde una pediatra que la atendió determinó recién ahí que el menor debía ser operado de urgencia, siendo derivado a la Clínica Alemana y operado durante la madrugada, donde finalmente se le informó que su hijo había perdido el testículo izquierdo, según consignó el mismo medio.

Tags:

Deja tu comentario