{"multiple":false,"video":{"key":"crKr0eIyBCkAchvn33716","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Este martes, en la formalización de cargos de José Navarro, el presunto secuestrador de E.C. (11), la Fiscalía reveló algunos de los hechos que supuestamente ocurrieron durante la desaparición de la menor.

Según el Ministerio Público, el imputado habría planificado el supuesto secuestro, “con la finalidad de efectuar un ritual propio de sus creencias. Situación que finalizó el sábado, momento en que se concretó su detención”, señaló el juez Marcial Taborga en la audiencia.

“El 2007 el imputado se atribuyó poderes de naturaleza metafísica susceptible de ayudar a personas y autodenominándose ‘el brujo de Vichuquén’, se aproximó a diversos miembros del grupo familiar de don Luis Rafael Vidal (abuelo de la niña), ofreciendo prestaciones de índole de sanación ante variados males. Circunstancia en la cual conoció a la menor”, agregó el magistrado.

“(Con lo anterior) logra convencer gradualmente a la familia acercade un supuesto don que tendría la menor para ayudar a las personas. Creando en la niña un mundo irreal que anuló completamente su autonomía y voluntad“, añadió el informe de la Fiscalía.

Por ello, el pasado 2 de febrero, Navarro, el abuelo y la menor comenzaron una travesía “hacia el norte del inmueble”, donde recorrieron varios kilómetros según las indicaciones del imputado. Para el viaje llevaban una pala, un chuzo, una vela y algunos alimentos.

“Cuando Navarro indicó haber llegado al lugar preciso, comenzaron a cavar en turnos, mientras la menor observaba, creyendo ésta que, con sus poderes, ablandaba la tierra”, agregó la acusación.

Posteriormente, José Navarro habría golpeado al abuelo, para finalmente raptar a la niña y escapar con ella.

Tras la formalización, el presunto secuestrador quedó con la medida cautelar de prisión preventiva y se estableció un plazo de tres meses para la investigación.

Tags:

Deja tu comentario