{"multiple":false,"video":[]}

En los últimos días, 40 burros fallecieron en Freirina, región de Atacama, producto de un contagio de fiebre equina, una enfermedad endémica que se presenta con síntomas de fiebre, decaimiento, tos y mucosidad, que no afecta a humanos.

Según el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG), la enfermedad habría sido contraída durante un rodeo que se realizó en sectores rurales de la comuna, por lo que la recomendación era vacunar a la brevedad a los animales.

Otra medida preventiva es no movilizar a los equinos mientras exista riesgo; y evitar llevarlos a rodeos o fiestas criollas, donde podrían contagiarse.

En el caso que eso ocurra, el protocolo indica que el animal debe ser aislado y dejado en cuarentena, además de llamar a un médico veterinario para que lo revise.

Tags:

Deja tu comentario