{"multiple":false,"video":[]}

Una joven de 24 años, María José Cordero, atraviesa un complejo estado producto del avance de la fibrosis quística que la aqueja. Actualmente -y desde hace nueve meses- se mantiene conectada a un ventilador mecánico en el Hospital del Tórax, en Santiago, y está a la espera de un doble trasplante de pulmón.

Sus familiares hacen un llamado a las personas a apoyar la donación de órganos. “Estamos contra el tiempo, si no aparece luego un donante, María José se nos va ir”, advirtió una de sus cuñadas.

En tanto, Jennie Ackerman, madre de María José, recalcó la urgencia de conseguir un órgano. “María José es súper luchadora, pero en las tardes muchas veces me dice que se siente muy débil para seguir luchando, pero seguiremos dando la pelea y prolongando su vida hasta que aparezca un donador”.

Hasta ahora, la campaña para la donación de dos pulmones se ha centrado en redes sociales, particularmente en la página de Facebook: María José Cordero necesita un trasplante bipulmonar.

Tags:

Deja tu comentario