{"multiple":false,"video":{"key":"csa3wpDZbPYechvn35908","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

María del Pilar Pérez, más conocida como “La Quintrala” podría quedar en libertad, tras los crímenes cometidos y por los cueles cumple con dos condenas a cadena perpetua por la muerte de su marido Francisco Zamorano y la pareja de este, Héctor Arévalo, además de la condena por la muerte de Diego Schmidt-Hebbel, pareja de una de sus sobrinas.

La defensa de Pérez se encuentra buscando algún tipo de falencia en el caso de Zamorano y Arévalo, lo que, de ser comprado, podría permitir que saliera en libertad.

Los abogados de la condenada pretenden establecer la participación de una tercera persona en el homicidio de ambos hombres, sumado a errores en la investigación, presencia de pruebas falsas y la declaración del sicario José Ruz, razones por las cuales la condena podría ser omitida, aún después de ocho años de presidio.

Cabe señalar que entre sus condenas existe una por homicidio perpetuo calificado, quedando solo con una condena por homicidio simple, por la cual después de 10 años, podría optar al beneficio de libertad, agregando además el buen comportamiento de la presidiaria.

Pero uno de los puntos que más sorprende y que quedó en evidencia tras un reportaje realizado por revista Caras y que analiza los crímenes de “La Quintrala” tras 10 años transcurridos, es que María del Pilar Pérez pretende cobrar el bono por hijo entregado por el Gobierno.

Según informó “La Mañana de Chilevisión”, uno de los empleados fieles de la mujer, que aún la visita en la cárcel sería el encargado de realizar sus trámites vinculados con su patrimonio, hombre que además estaría realizando las gestiones para obtener este beneficio.

Tags:

Deja tu comentario