{"multiple":false,"video":{"key":"csltprzKcszWchvn37375","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Un nuevo estudio publicado por la revista Journal of the American Geriatrics Society concluyó que realizar actividades físicas ligeras, como lavar la loza, tiene un efecto positivo en la salud.

El trabajo consistió en medir durante tres años la actividad física de seis mil mujeres de entre 65 y 99 años.

Luego de ello, concluyeron que la tasa de mortalidad de las mujeres que realizaban una actividad física ligera durante unos 30 minutos al día fue un 12% menor que la registrada entre aquellas que llevaban un estilo de vida más sedentario.

Del mismo modo, se determinó que el aumento del ejercicio en hasta una hora al día, con 30 minutos de actividad física moderada, redujo la probabilidad de muerte en un 39%.

“El aumento de los niveles de actividad física, tanto ligera como moderada, podría ser casi tan efectivo como el ejercicio regular riguroso”, afirmó una de las autoras del estudio.

Por lo tanto: no es necesario correr maratones o ir al gimnasio para mantenerse saludable.

 

Tags:

Deja tu comentario