{"multiple":false,"video":[]}

Efectos adversos a los esperados ha provocado la decisión de la alcaldesa de Maipú, Cathy Barriga, luego de una serie de despidos realizados al interior de la municipalidad, bajo la justificación de resguardar los recursos con la disminución de funcionarios.

No obstante, la desvinculación de mil empleados podría generar un escape millonario de recursos desde el municipio, todo lo contrario, al objetivo inicial, debido al pago de millonarias inmediaciones dictadas por la justicia a favor de los trabajadores desvinculados.

Según narra una investigación hecha por el medio digital El Dínamo y que consigna radio Bio Bio, del total de despedidos, 317 decidieron realizar acciones judiciales compensatorias.

Uno de ellos fue Patricio Bustamante, quien trabajó 12 años en el municipio, de los cuales siete lideró la Unidad de Gestión Ambiental, por el que recibía un pago de $367 millones, cifra que podría sumarse a nuevos fallos compensatorios dictados por la justicia.

Esta tarde desde el municipio se emitió la siguiente declaración pública referida a este caso: 

Imagen foto_00000015

 

Tags:

Deja tu comentario