{"multiple":false,"video":{"key":"crST1TgCfeaUchvn34882","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Lula da Silva enfrentó las primeras 24 horas en prisión, donde deberá enfrentar una condena de 12 años por corrupción y lavado de dinero. Sin embargo, estas horas estuvieron marcadas por los enfrentamientos entre sus miles de adherentes y la policía federal, en medio de una grave polarización política en Brasil.

Solo en el exterior del cuartel policial donde está retenido el ex presidente, se registraron nueve heridos producto de las manifestaciones, donde se detonaron bombas y bengalas.

Para evitar un desenlace similar, la policía acordonó los cien metros del perímetro entorno a la sede, y así evitar desórdenes por parte de los militantes y adherentes del Partido de los Trabajadores, del cual Lula es su líder histórico.

Asimismo, señalan que el gobierno actual está buscando la forma de deshacerse del ex mandatario, de cara a las próximas elecciones que se vivirán en octubre de este año.

 

 

Tags:

Deja tu comentario