{"multiple":false,"video":{"key":"crMoNceMkp90chvn33981","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

La Corte Suprema de Justicia ordenó al fisco pagar 350 millones de pesos a los familiares de los miembros del Ejército que en 2004 perdieron la vida, luego que el helicóptero en el que viajaban se precipitara a tierra, sin dejar sobrevivientes.

Cabe recordar que los tres ocupantes de la aeronave estaban cumpliendo labores de reconocimiento aéreo, en el marco de las elecciones municipales de ese año.

La medida responde a la investigación hecha por la justicia, que comprobó la existencia de problemas de mantención y combustibles provocaron el fatal desenlace.

El General Fernando Valle Villalobos, el teniente José Luis Espinoza Redinc y el cabo José Luis Farías Rojas fueron las víctimas fatales de este accidente, el que ahora cuenta con este inédito fallo judicial, luego que existieran dudas respecto a la responsabilidad de la tripulación.

Por eso los familiares de los involucrados en el decidieron interponer una demanda contra el fisco, la que demoró 14 años en establecer un fallo definitivo, hasta hoy, luego que se estableciera que la causa del accidente fue la falta de combustible durante el vuelo, además de la presencia de algunas deficiencias en los indicadores del nivel de combustible, problemas que resultaron ser fatales.

Tags:

Deja tu comentario