{"multiple":false,"video":[]}

Una mujer podría pasar dos años tras las rejas, además de pagar una multa de 6 mil euros ($4.500.000) si se llega a comprobar su responsabilidad en la intromisión al celular de su pareja, espiándole y robándole información de su cuenta de WhatsApp.

La intención final de la supuesta responsable habría sido comprobar una infidelidad de parte del sujeto, en un incidente ocurrido en el mes de mayo del año 2015.

La mujer, además, se envió a su propio smartphone las conversaciones y fotografías de su pololo.

Tags:

Deja tu comentario