{"multiple":false,"video":{"key":"cr2o64d0DMcYchvn31273","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

El próximo 29 de octubre se conmemora el Día Mundial del Accidente Cerebrovascular (ACV), una emergencia médica que consiste en la interrupción del suministro de sangre al cerebro.

Los ataques cerebrovasculares provocan la muerte de 5 millones de personas al año en el mundo, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En el caso de Chile, una persona fallece cada una hora producto de un ACV y se calcula que es la segunda causa de muerte prematura en el país, con 2.310 defunciones el 2013 en personas entre 30 y 69 años.

Pablo Reyes, neurólogo de la Clínica Santa María, asegura que los síntomas de un ACV son bastante evidentes. Las principales señalas son la pérdida de lenguaje, dificultad para hablar o entender instrucciones y pérdida de fuerza en el cuerpo. Además, destaca que afecta a un solo lado del cuerpo.

Según el especialista, uno de los factores de riesgo es la edad, al igual que personas que tienen familiares directos con antecedentes de esta patología.

La presión alta, el consumo de tabaco, la diabetes, el colesterol alto y la obesidad son otros de los factores que influyen en un ACV.

Reyes recomienda que, en caso de sufrir un evento de este tipo, hay que acudir lo más pronto posible a un centro asistencial. Lo ideal es que no supere las 6 u 8 horas para recibir atención médica.

Tags:

Deja tu comentario