{"multiple":false,"video":{"key":"crB8dVqWGQa6chvn32534","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Hace poco más de un mes, se dio a conocer el caso de María Victoria, una niña que, tras sufrir un resfrío, parte de su sistema respiratorio se atrofió, quedando conectada a un ventilador mecánico para poder sobrevivir.

La familia necesitaba un total de $100 millones para la compra de un marcapasos traído desde EE.UU., de los cuales, $30 millones fueron donados por el empresario Andrónico Luksic, haciendo posible la intervención de la menor.

Sin embargo, este caso no es el único en el país, todo lo contrario. Según la mamá de María Victoria, ella misma ha sido testigo de distintos menores en las mismas condiciones conectados a ventiladores mecánicos en centros de salud públicos.

Como antecedente, una cama en la UCI de un hospital público, cuesta aproximadamente $500 mil diarios, mientras que, en una clínica privada, esto cuesta el doble.

María Victoria estuvo hospitalizada ocho meses, lo que suma un poco más de $240 millones de gastos para la familia, ya que este tipo de afecciones no son cubiertas por el Auge. Actualmente la menor se encuentra en recuperación tras una exitosa cirugía.

 

Tags:

Deja tu comentario