{"multiple":false,"video":[]}

Días amargos se viven en las calles de París tras el violento atentado que ocurrió este viernes y que dejó más de 130 personas fallecidas.

En pleno despacho, Graham Satchell, periodista de la cadena BBC, no pudo contener las lágrimas al trasmitir en vivo desde uno de los puntos donde hubo un ataque.

El profesional trató de continuar con el móvil, pero no fue capaz, por lo que sus compañeros decidieron retomar la trasmisión desde el estudio.

Tags:

Deja tu comentario