{"multiple":false,"video":{"key":"crDoWCLQdRwqchvn32763","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Venezuela comenzó el 2018 sumida en la hiperinflación y en medio de la preocupación por los efectos del nuevo aumento salarial anunciado el domingo por el presidente Nicolás Maduro, que no es aceptado más que en círculos oficialistas, ya que podría aumentar la inflación según algunos economistas.

“Maduro simplemente continúa con su política de seguir intentando apagar un incendio hiperinflacionario, que él ha generado en Venezuela, con un bidón de gasolina”, escribió en Twitter el economista Luis Oliveros.

En su discurso de fin de año, Maduro anunció este domingo un aumento del sueldo mínimo y de los salarios de los funcionarios del 40 %, lo que sumado al incremento del bono de alimentación supone un aumento del ingreso mínimo de los venezolanos de más de un 74 %.

En 2017 Maduro subió hasta en 7 ocasiones los sueldos mínimos de los trabajadores del Estado, en un intento de hacer frente a la subida de precios que se disparan día a día mientras el bolívar se desploma frente al dólar en el mercado libre.

Tags:

Deja tu comentario