Por Alejandro Sepúlveda Jara

“Así, a la vista, yo calculo que fueron vientos superiores a 100 kilómetros por hora”.

Esa es la percepción de Pedro Edmunds Paoa, alcalde de Rapa Nui tras el temporal de viento que afectó a la isla durante la madrugada de este miércoles.

Percepción que no estuvo tan alejada de la realidad. Según los registros de la Dirección Meteorológica de Chile, las rachas alcanzaron hasta 83 kilómetros por hora.

Hace diez años que no teníamos vientos así. Hace diez años tuvimos algo parecido que dejó la embarrada aquí en la isla”, recuerda la autoridad, quien relata los efectos que se vivieron esta vez.

Lee también: Sequía implacable: Decretan emergencia agrícola en 17 comunas de la Región Metropolitana

Volaron algunos techos, se cortaron la energía eléctrica y las comunicaciones por un par de horas, pero afortunadamente no fue nada grave. Durante la madrugada recorrimos la comuna y no hubo lesionados. Ya está todo tranquilo, aunque si pasamos mucho susto”, detalló.

Los vientos superiores a 80 kilómetros por hora y las marejadas han sido lo más intenso en Rapa Nui, porque el monto de lluvias fue escaso, sólo acumularon cuatro milímetros en este evento.

Justamente, la disminución de las lluvias en las últimas décadas ha sido una constante en la isla. Un hecho que ha constatado el propio alcalde, quien afirma que “la sequía se acentúa a cada año que pasa. Nosotros hace 25 o 30 años teníamos un promedio de mil 200 milímetros de lluvias al año. Hace diez años teníamos a 890 milímetros”.

“Hoy, de acuerdo con los antecedentes de los especialistas, recibimos en promedio unos 700 milímetros anuales. Todos dicen que es parte del cambio climático, y yo me sumo a eso también, porque es un fenómeno que nunca se había visto”, afirma.

Tags:

Deja tu comentario