{"multiple":false,"video":[]}

Impacto en todo el país ha causado el caso de la pequeña Ámbar, una menor de tan solo un año y siete meses, que falleció tras ser abusada sexualmente por Andrés Espinoza Aravena, tío político y quién vivía con ella.

Durante las últimas horas, se ha viralizado el emotivo relato que compartió en Facebook Álvaro Retamal, el pediatra que atendió a Ámbar cuando llegó al hospital de Los Andes.

“Que fácil enojarse y pedir pena de muerte para un monstruo como este, criminal que seguramente, como todo UDI, pedía pena de muerte para estos delitos.. y es que es fácil enganchar con esta idea… cuando tuve a Ámbar Lazcano en la unidad y luchábamos por su vida, cuando veías su cuerpo frágil, sus manitos, cuando en medio de todo te dabas tiempo para acariciar su cabecita golpeada y decirle que viviera porque nunca más dejaríamos que alguien le hiciera daño..”, comenzó.

Luego, agregó que “cuando tienes la oportunidad de decirle en voz baja y que nadie escuche que viva por favor que no tenga miedo porque hay en esta Tierra personas que estamos dispuestas a quererla.. que los tíos y tías que la recibimos en los Andes, que la trasladaron en la ambulancia, que la cuidaron en urgencia en Pabellón mientras se operaba, y nosotros en la UCIP.. todos nosotros desde el que hace el aseo hasta los médicos que a veces toman esa fría distancia para no empaparse de tanto dolor.. todos estábamos sufriendo acompañando a este bello angelito..”

El profesional finalizó con que “el llamado tiene que ser a organizarnos para proteger a los niños que nos rodean en este Valle entre cerros y cordillera eso si puede ser de ayuda… pedir la muerte de un monstruo solo un desahogo“.

 

 

Tags:

Deja tu comentario