{"multiple":false,"video":{"key":"cr6WJkPLzkB0chvn31911","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Con la incautación de las fichas clínicas y la declaración de testigos, comenzó la investigación por la muerte de Daniela Vargas, la niña de 13 años que estaba bajo protección del Sename y que murió luego de ser descartado su ingreso en la lista de espera para un trasplante de corazón.

La exdirectora del Sename, Marcela Labraña, ya ha declarado como imputada por la investigación que lleva el fiscal Marcos Emilfork, sobre los 1313 niños fallecidos mientras estaban bajo el cuidado del Estado. Por el caso de Daniela también fue requerida.

“Dentro de esta semana una de las personas, precisamente quien era Directora Regional del Servicio Nacional de Menores guardó silencio frente al requerimiento de la fiscalía para que prestara declaración, pero nosotros seguiremos adelante”, aseguró Emilfork.

Labraña, por su parte, dice que hizo todo para que la menor ingresara a la lista de espera, pero que el Ministerio de Salud no lo habría respaldado.

 

Tags:

Deja tu comentario