{"multiple":false,"video":{"key":"yd7jdylb0Ea","duration":"00:05:48","type":"video","download":""}}

El presidente Sebastián Piñera, en visita oficial a Perú, participó del III Gabinete Binacional, en medio de la crisis política peruana.

El encuentro desarrollado en Paracas, balneario ubicado a 260 kilómetros al sur de Lima, reunió al mandatario chileno con su par peruano, Martín Vizcarra, instancia en la que abordaron temáticas sociales, comercio exterior, cooperación y medio ambiente.

Según dijo, Piñera, serán 160 nuevos acuerdos los que suscribirán ambos países, los cuales van en torno a cinco ejes:

1. Asuntos sociales y cultura para la integración.
2.  Seguridad y Defensa.
3. Comercio exterior, inversiones, turismo y cooperación en ciencia y tecnología.
4. Medio ambiente, desarrollo sostenible, asuntos energéticos y mineros.
5. Desarrollo e integración fronteriza y asuntos de infraestructura.

Respaldo a Moreno

Durante su primera intervención, el presidente Vizcarra manifestó el complejo momento económico que viven algunos países en la región y aprovechó de anunciar el respaldo oficial que tanto Perú como Chile entregarán al mandatario ecuatoriano, Lenin Moreno.

Ello en medio de la crisis en ese país con alzas en la gasolina, estado de excepción y manifestaciones que han dejado al menos cinco fallecidos.

“Vamos a concluir esta reunión, además de firmar los documentos correspondientes a la agenda binacional que tenemos los dos países, vamos a suscribir un documento de respaldo al presidente Lenin Moreno por la situación que está pasando actualmente Ecuador”, expresó.

Hacia el cierre de la ceremonia, ambos mandatarios se refirieron a la situación en Ecuador. Mientras el presidente Piñera aseguró que “igual como hemos condenado la dictadura venezolana, hoy manifestamos nuestro total apoyo a la democracia del pueblo de Ecuador“, Vizcarra destacó los compromisos acordados en la instancia.

Las manifestaciones contra la administración de Moreno comenzaron con las reformas económicas que impulsó el mandatario y que frenaron el subsidio al precio de los combustibles. Tras el alza del 25% en las gasolinas, la gente salió a las calles en Quito y Guayaquil para protestar.

Las movilizaciones se extienden por más de una semana y el gobierno ofreció diálogo.

Tags:

Deja tu comentario