{"multiple":false,"video":{"key":"csfMmCU3b1nCchvn36626","duration":"00:00:00","type":"video","download":""}}

Comienza el invierno y junto con ello un evento astronómico marcado por el solsticio, que no solo indica el inicio de la época más fría del año, sino que también un motivo de celebración para muchos.

Por ejemplo, el Año Nuevo Mapuche coincide con esta fecha y son cada vez más personas que se suman a estas celebraciones. We Tripantu es una fecha sagrada donde se realizan rituales, juegos, se comparte en familia y se festeja a la naturaleza.

Situaciones similares viven los pueblos originarios en América y las tradiciones paganas en Europa, ya que para ellos este solsticio también es una fecha de celebración.

Como es la noche más larga y el día más corto, es cómo el sol sobrevive a esa noche oscura para volver a renacer y hacerse más presente en la vida de las personas“, afirmó Cristóbal García Huidobro, historiador de la Universidad de Santiago.

Tags:

Deja tu comentario