Almagro recibió a Temperley por la Primera B en Argentina, duelo que terminó 2-1 a favor de los locales.

Sin embargo, el resultado del partido fue lo de menos.

Esto, pues una colmena de abejas alojadas en uno de los arcos obligó a interrumpir el encuentro, para que así pudieran encontrar una forma de ahuyentarlas.

Lee también: Cámara de seguridad captó a hombre robando una motosierra que escondió en sus pantalones

Según consigna Olé, el panal se encontraba tras uno de los travesaños, y luego de recibir un pelotazo, las abejas salieron enfurecidas.

Aerosoles, extintores y un fumigador fueron necesarios para poder terminar con el problema, que si bien se logró resolver, dejó atentos a los porteros trasandinos.

Tags:

Deja tu comentario